Home > Economía > Situación fiscal de Chile es más compleja de lo que se creía tras detección de planes sin financiamiento

Situación fiscal de Chile es más compleja de lo que se creía tras detección de planes sin financiamiento

Felipe Larraín, que asumió la cartera de Hacienda hace poco más de un mes, dijo que este panorama profundiza más la estrecha situación fiscal que atraviesa el país, lo que obligará a anunciar en un plazo de 15 días nuevas medidas de austeridad fiscal.

Santiago. La situación fiscal de Chile es más compleja de lo previsto, admitió este viernes el ministro de Hacienda Felipe Larraín, tras detectar en una revisión de las cuentas públicas planes y compromisos sin financiamiento heredados del gobierno anterior por más de US$5.500 millones.

Larraín, que asumió la cartera de Hacienda hace poco más de un mes, dijo que este panorama profundiza más la estrecha situación fiscal que atraviesa el país, lo que obligará a anunciar en un plazo de 15 días nuevas medidas de austeridad fiscal.

“Esto es lo que hemos encontrado. Esta es una situación fiscal peor a lo que habíamos imaginado”, dijo Larraín.

El gobierno del conservador Sebastián Piñera, que asumió hace menos de dos meses, recibió una economía con un débil crecimiento y un déficit fiscal efectivo del 2,8% en 2017, lo que ha empujado al jefe de las finanzas públicas a impulsar planes de mayor control fiscal.

Larraín se comprometió a mejorar la situación fiscal a través de la convergencia al balance estructural en un plazo de seis a ocho años y estabilizar la evolución de la deuda pública como porcentaje del Producto Interno Bruto.

El ministro explicó que al hacer una revisión de los gastos para los próximos años, se detectaron millonarias erogaciones adicionales a las que tenían consideradas sin financiamiento.

“Estas son las presiones de gasto adicional no financiados, que no están contabilizados como tal, pero que son compromisos que tiene (el país) y a los cuales tenemos que hacer frente”, agregó.

El funcionario dijo que sólo en el 2018 se han detectado gastos adicionales sin financiamiento por US$1.571 millones, de los cuales cerca de US$1.000 millones corresponden a deuda hospitalaria y que el monto equivale al presupuesto del Ministerio del Transporte.

Larraín se comprometió a mejorar la situación fiscal a través de la convergencia al balance estructural en un plazo de seis a ocho años y estabilizar la evolución de la deuda pública como porcentaje del Producto Interno Bruto.

Este episodio se suma a la discusión por el déficit estructural que -un día antes del cambio de Gobierno (11 de marzo de este año)- fue informado que sería de 2,1%, pero finalmente cerró en 2,0% tras una corrección a cargo del Consejo Fiscal Asesor con la Dirección de Presupuestos.

Precisamente, el director de Presupuestos, Rodrigo Cerda, explicó que dieron con estos sobregastos haciendo un barrido de la situación de las arcas fiscales.

* Con información de Reuters y Biobio.cl

Comentarios

Comentarios

elinformadorweb
Te informamos sobre las noticias más recientes de Venezuela y el mundo
http://www.elinformadorweb.com